ACCESIBILIDAD Y ALMACENAMIENTO

Accesibilidad y Almacenamiento

 

Hay algo de lo que nadie puede escapar y es la cantidad de objetos que tenemos en casa que, a pesar de ser necesarios y muchos de ellos de uso cotidiano, ocupan mucho espacio y entonces nos encontramos en la diatriba de dónde podemos ubicarlos. Esto es algo muy común, lo más frecuente es en la cocina pues tenemos muchísimos utensilios que empleamos para cocinar pero no podemos tenerlos todos afuera o no sabemos cómo organizarlos en la despensa y/o gabinetes de manera tal que todos tengan lugar y sin perder el fácil acceso a estos. En este post queremos ayudarte a solucionar este problema con una serie de consejos que harán de la accesibilidad y almacenamiento de los objetos de tu hogar una tarea mucho más práctica.

ACCESIBILIDAD Y ALMACENAMIENTO

Es muy sencillo prever las necesidades de espacio para almacenamiento en una habitación con una función específica, como un baño. No obstante, cuando la habitación es el centro de diferentes actividades, es prudente considerar diversas y cambiantes necesidades para que lo más necesario esté a mano y lo menos utilizado no estorbe la vista ni el movimiento.

Una cocina es una habitación de este tipo; en ella, las personas cocinan, lavan los platos, conversan mientras tomen un té o un café, se comen una merienda, se relajan, leen, hacen sus deberes, en muchas cocinas inclusive se encuentra ubicada la lavandería y es allí donde deben lavar su ropa, o simplemente la emplean para pasar el rato. La organización del espacio de almacenamiento según la actividad asociada permite ahorrar tiempo y energía, evita la acumulación de obstáculos que pueden llegar a agobiar. Teniendo esto en cuenta, un consejo, dado de forma general, es decir, aplicable a las demás habitaciones en cuanto a elementos que la compongan se refiere; en un espacio como la cocina, por ejemplo, puedes colocar la vajilla de porcelana china que sólo usas una vez al año, en los armarios más altos pues no necesitas un constante acceso a ella y el esfuerzo para bajarla lo harás esporádicamente, por el contario, con objetos que emplees más, por ejemplo, ollas y sartenes, en los armarios más bajos junto a la cocina, además es aconsejable que coloques los utensilios que acumulan polvo al fondo de los cajones. Si no tienes suficiente espacio en algún estante de la habitación en casa donde necesites guardar más utensilios, una práctica forma de resolver este conflicto es con estanterías abiertas colgadas en la pared, en ella puedes colocar cajas decoradas que armonicen con el estilo de la habitación, así podrás tener un fácil acceso y bastante espacio adicional de almacenamiento. Lo más importante al momento de almacenar es que tengas en cuenta tus necesidades y las de todos los que habitan en tu casa, pues de esto dependerá cómo, dónde y de qué forma debes almacenar todos los elementos.